El día de hoy les vamos a explicar el uso de un disco diamantado, una herramienta importante que posee segmentos diamantados que permite que el proceso del corte sea efectivo para una gran variedad de materiales.

Esta herramienta posee un centro de acero y el contorno presenta una corona hecha por una aleación de metales con partículas de diamante, de ahí su nombre. Un dato curioso es que una vez desgastadas las partículas de diamante se liberan aquellas que están dentro de la aleación, por lo que los discos puede continuar funcionando de forma efectiva.

También es indispensable saber que existen todo tipo de discos diamantados, así que continua leyendo para saber la diferencia. Se encuentran los discos para el corte de la piedra natural, mármol o granito, los hay también para el corte de cuarzos o cerámicos y para construcción en general. Es decir, se tienen varios tipos de discos de esta clase pero la eficacia de estas herramientas diamantadas reside en una sola: en cómo la vas a utilizar.

Obrero concreto

Por eso, es bueno saber las diferencias de los discos porque un disco hecho para cortar concreto reforzado no es lo mismo como un disco hecho para cortar concreto fresco. Los diamantes en el disco pueden cortar ambos materiales pero el polvo metálico en los segmentos están fabricados con un nivel del desgaste especial de acuerdo al material que debes cortar. Lo que nos lleva a nuestra principal interrogante:

¿Cómo utilizar un disco diamantado?

Hay dos puntos esenciales para el uso de discos diamantados y son: la elección del disco de acuerdo al material y la elección de acuerdo al corte a realizar, por ejemplo:

  • Disco diamantado continuo: Usado para cortes en seco y húmedo. Estos discos son ideales para cortar cerámica, porcelana, azulejos y pizarra. 
  • Disco diamantado turbo: También funciona para cortes en seco y húmedo, es ideal para su uso en albañilería. Este disco también funciona para cortar mármol, granito e incluso piedras decorativas, pues se trata de un disco sumamente resistente.
  • Disco segmentado: Otro tipo de discos diamantados. Estos sirven muy bien para trabajos en concreto, tejas y ladrillo, en la albañilería. Estos discos también se pueden encontrar en su presentación para uso industrial y tienen como cualidad adicional estar diseñados para trabajar en refrigerado, igual sucede con los discos turbo.

También existen discos especiales que pueden ser usados para: cortar asfalto y concreto al mismo tiempo; como el modelo: DCD Combo Asfalto y Concreto, para  trabajo en concreto verde, concreto curado, concreto reforzado, construcción civil, en acabados de alta calidad, etc.

Los discos para cortar asfalto y concreto fresco tienen segmentos con un nivel de desgaste lento. Esto permite que los segmentos no se desgasten antes de que el diamante se haya utilizado completamente.

Tipo de corte

La mecánica de corte con discos diamante, da lugar a elevadas temperaturas, lo que origina dos tipos de corte atendiendo a la refrigeración:

  • Corte húmedo: En este caso se emplea agua para lubricar y mantener estabilizada la temperatura del disco durante su uso. Esto ayuda a extender tanto el ciclo de trabajo, como la vida útil del disco. Los cortes húmedos son los más recomendados.
  • Corte en seco: Este tipo de disco no necesita lubricación ni ser enfriado con agua. Por lo que se debe dejar enfriar el disco por 10 segundo como mínimo, por cada minuto de trabajo. Se recomienda utilizar el corte en seco, cuando sea peligroso utilizar agua. Por ejemplo, en áreas de trabajo cerca de instalaciones eléctricas o cuando el agua perjudique el material de trabajo.

Cortadora eléctrica

A continuación, te mostramos una lista de todo lo que debemos y no debemos hacer al trabajar con discos de diamante.

QUÉ HACER

  • Seguir siempre las recomendaciones del fabricante acerca del material que se va a cortar.
  • Verificar que el disco no presenta ningún desperfecto.
  • Revisar de forma periódica el disco para asegurar que no haya fisuras, grietas, desgaste o pérdida de planitud.
  • Comprobar que las pletinas de fijación son del diámetro adecuado, que sean iguales, que no presenten juego y que sean planas.
  • Asegúrese que el disco está correctamente montado y firmemente fijado.
  • Verificar que los rodamientos y el eje de la amoladora o sierra circular estén en buenas condiciones. Consultar el manual de instrucciones del fabricante de la máquina para realizar un correcto mantenimiento.
  • Respetar la velocidad máxima de trabajo de cada diámetro de disco, indicada por el fabricante.

QUÉ NO HACER

  • No utilizar nunca un disco de diamante sin el protector de disco original de la máquina. El protector debe estar correctamente montado y firmemente ajustado.
  • No utilizar un disco para cortar un material no recomendado.
  • No supere la velocidad de corte máxima indicada en el propio disco.
  • Jamás se debe utilizar un disco de corte húmedo en seco.
  • No utilice el disco si este no encaja fácilmente en la pletina de sujeción y no utilice pletinas de diámetros inferiores al mínimo recomendado.
  • No cortar o desbastar con los laterales del disco.
  • No intente realizar cortes curvos.
  • No forzar el disco durante el corte, debemos permitir que éste marque su propio ritmo de trabajo.

Como se puede notar existe un disco diamantado para cada necesidad. Entonces no se puede dejar la decisión de su compra a la ligera, de lo contrario no efectuará bien el trabajo. Lo ideal es tener claro el uso del disco diamantado que se utilizará para poder comprar el adecuado.